El PP capitalino acusa al Grupo de Gobierno de obstaculizar el desarrollo de Santa Cruz de La Palma




Los populares se muestran cansados ante la inactividad del gobierno local con temas prioritarios para el avance del municipio.

La descoordinación del proyecto de la Avenidad Marítima, la paralización de las obras del ascensor o la escasa dinamización de la playa son algunos de los aspectos determinantes que siguen sin resolverse.

Desde el Grupo Popular en el Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma afirman estar hastiado de ser testigo de la pasividad del Grupo de Gobierno –PSOE-CC- que, con su inoperancia ante acciones prioritarias, está obstaculizando el avance de la ciudad.

En primer lugar, los populares culpabilizan al gobierno local de la gran descoordinación que existe con respecto al proyecto de la Avenida Marítima. Y recuerdan que el Gobierno de Canarias redactó un proyecto que no se corresponde con el que está ya previsto para desarrollar y por tanto, ahora se encuentra en un proceso de modificación, con lo que ello supone: un esfuerzo presupuestario y humano, ya que se debe destinar nuevo personal y tiempo para cambiarlo. Ante lo que el portavoz municipal, Juan José Cabrera afirma que Santa Cruz de La Palma ha hecho un importante esfuerzo para tener una Avenida Marítima reformada lo antes posible y esa premura debe palparse en la ejecución.

Asimismo se sorprenden de todas las incongruencias que ha manifestado el propio alcalde a muchos medios de comunicación con respecto a este asunto: “No parece tener claro si se va a llevar a cabo un nuevo proyecto, si se va a modificar el existente, a quién le corresponde hacerlo, o si el Cabildo lo tiene o no… al final, se espera por todo el trámite cuando parece que el proyecto válido es el de la pasada legislatura, sin que el Grupo de Gobierno haya hecho ninguna aportación a lo que ya existía”

Otro de los asuntos al que hace alusión los populares de la capital y que ya habían advertido en su momento, es la paralización de las obras del ascensor. La gestión de socialistas y nacionalistas en el ayuntamiento ha sido nefasta, ralentizando una de las acciones primordiales para el municipio, habitantes y visitantes. “Su cometido ha sido solicitar informes innecesarios, demorar todo lo posible lo que ya se había realizado la pasada legislatura. Ni siquiera se ocupó de hablar con el Cabildo Insular para continuar con la financiación. A última hora, se ha aprobado un nuevo convenio que tendrá que desarrollarse, con lo que eso conlleva: contratación y elección de la empresa que continúe con los trabajos. A los hechos nos remitimos, en contra de lo que decía el Grupo de Gobierno, la obra del ascensor está paralizada” ha indicado Cabrera.

En tercer lugar, analizan, de nuevo, la situación de la playa de la capital, una obra tan ansiada, que tras su entrega al Ayuntamiento, sigue sin contar con un programa para dinamizarla, salvo diversas actividades improvisadas, carentes de una planificación previa como requiere una zona de ocio y esparcimiento como es ésta. Actualmente, no se han cumplido con las expectativas de desarrollo económico y turístico que se esperaban desde un principio.

Cabrera Guelmes en su análisis ha indicado que “estos son tan sólo algunos ejemplos de las cuestiones que, en la actualidad, suponían un avance importante en el desarrollo de nuestra ciudad pero que han ido ralentizándose en el tiempo. Podemos recordar también la creación de las plazas de aparcamientos que se iban a poner en servicio desde el comienzo de esta legislatura y por las que todavía estamos esperando”. Finalmente el portavoz ha concluido diciendo que “con su actitud, el Grupo de Gobierno demuestra que se encuentran impasible, a la espera de que otras administraciones actúen y resuelvan la labor y la responsabilidad del propio ayuntamiento capitalino, dejando que el tiempo siga su curso”.

Desde el Grupo Popular en S/C de La Palma manifiestan su cansancio de ser testigo de la falta de gestión, compromiso y trabajo diario del gobierno local. Sin la resolución de éstos y otros problemas, Santa Cruz de La Palma necesitará demasiado tiempo para poder desprenderse del estancamiento en el que se encuentra.