La glorieta del casco urbano de Puntallana luce desde hoy una escultura del artista Tomaso Hernández



La glorieta del casco urbano de Puntallana luce desde hoy una escultura del artista Tomaso Hernández
La glorieta del casco urbano de Puntallana luce desde hoy una escultura del artista Tomaso Hernández

El Cabildo enmarca la colocación de este motivo artístico en el conjunto de acciones de mejora de la LP-102 en su travesía urbana.

La glorieta del casco urbano de Puntallana, en el cruce entre la carretera LP-1 Circunvalación del Norte y la LP-102, luce desde hoy una nueva escultura decorativa, que se enmarca en el conjunto de acciones que la Consejería de Infraestructuras del Cabildo Insular de La Palma realiza en esta zona del municipio para la mejora del viario público.

‘Serenidad. Piedras en equilibrio’ es el nombre del vistoso conjunto artístico de 13 metros de altura, obra de Tomaso Hernández, consistente, como su propio nombre indica, en cinco grandes piedras dispuestas en un único soporte vertical en representación de la unidad de los cinco barrios de Puntallana.

Cada una de las piedras dispone de elementos característicos que identifican los barrios de Puntallana (una espiga, vegetación, una forma que recuerda a las piedras de playa…), mientras que el conjunto, en palabras del artista, “representa el juego de los contrarios: las piedras están haciendo equilibrio en un desequilibrio total, generando tensión visual y la sensación de que en cualquier momento puede desmoronarse”.

Las piedras de esta gran escultura también incluyen reproducciones exactas de algunos petroglifos benahoaritas que se encuentran dispersos por el municipio. El diseño de los jardines del entorno sigue patrones zen con piedras y bejeques dispuestos de forma muy sencilla e integrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario