Los Llanos de Aridane se suma al compromiso por la transición energética de La Palma



Los Llanos de Aridane se suma al compromiso por la transición energética de La Palma
Los Llanos de Aridane se suma al compromiso por la transición energética de La Palma

El Ayuntamiento se adhiere a la propuesta de La Palma Renovable a través de la “Plataforma por un nuevo Modelo Energético de Canarias” sobre las energías limpias y la descarbonización

El Ayuntamiento de Los Llanos de Aridane ha suscrito el compromiso de energías limpias para las Islas Europeas con el objetivo de mejorar el bienestar sostenible de las comunidades a través de la descarbonización de los sistemas energéticos y las economías locales, propuesto por La Palma Renovable, a través de la “Plataforma por un Nuevo Modelo Energético de Canarias”.

El acuerdo, adoptado en el pleno extraordinario celebrado el pasado 18 de septiembre por todas las fuerzas políticas que integran la corporación aridanense, expresa que “reconocemos que nuestras comunidades pueden ser especialmente vulnerables a las condiciones climáticas extremas que afectan a la infraestructura y a las comunicaciones locales, así como que nuestras propias elecciones a la hora de consumir y nuestro comportamiento como ciudadanía crean una diferencia significativa en nuestra isla”.

“Somos conscientes de que otras islas se enfrentan con éxito a los desafíos de descarbonatar la generación y el suministro de energía por muchos medios diferentes, por ello estamos en disposición de intercambiar conocimientos y compartir experiencias con nuestros iguales en otras islas”, aclara el mismo texto.

Además, agrega que “Nos reconocemos como una parte clave interesada en el desarrollo de nuevas estrategias efectivas para reducir las emisiones de carbono en el contexto de nuestra propia isla”, por lo que “aspiramos a un compromiso temprano en colaboración con especialistas y autoridades relevantes en todos los niveles de gobierno para informar e inspirar los planes locales para reducir la dependencia de cada isla de los combustibles fósiles”.

A su vez, este compromiso invita “a la colaboración de personas técnicas expertas de apoyo para ayudar a desarrollar la capacidad de cada isla para configurar las prioridades y adaptar los detalles de su propio programa de sostenibilidad con bajas emisiones de carbono”.

Los firmante del acuerdo se comprometen “a desarrollar una Agenda de Transición a energía Limpia” que incluye “un plan de descarbonización y una secuencia de acciones concretas necesarias para su cumplimiento; en la que se recomienda la inclusión de un inventario de emisiones de referencia así como una estimación preliminar de sus costes”.

En este compromiso inicial que se realiza entre un mínimo de dos partes, siendo una de ella, pública, se asume que “como comunidad insular, reconocemos que esto requiere: un fuerte nivel de colaboración entre todas las partes interesadas relevantes en el proceso de transición de energías limpia; y una ciudadanía comprometida y decidida”.

Según este acuerdo es necesaria la “cooperación horizontal combinada entre todas las islas de la UE y una cooperación vertical entre los demás niveles de gobierno, desde el nivel local pasta el nivel europeo”, a lo que incluye: “el trabajo del Parlamento Europeo sobre la energía limpia para las islas Europeas y sus esfuerzos específicos realizados en el Iintergrupo de Mares, Ríos, Islas y Zonas Costeras (SEARICA); el apoyo del Comité de las Regiones; el Pacto de las Alcaldías y el Pacto de las Islas como marco de referencia para el enfoque de abajo hacia arriba”.

Por su parte, hace un llamamiento a la sociedad civil, “a desarrollar proyectos socialmente inclusivos y ambientalmente responsables para una transición limpia que fortalezca la economía local y mejore la calidad de vida; además de comprometerse con las autoridades públicas como actores vitales y fortalecer la colaboración con empresas locales e instituciones educativas.”

También compromete a las autoridades públicas a que “ofrezcan, planes y acciones comunes”, y a las empresas e industrias a una “ participación activa en la comunidad de la isla como una inversión en la economía futura de la isla”.

A los organismo educativos y de investigación a “destacar las mejores prácticas e introducir acciones de investigación y educación orientadas a avanzar en la transición de energía limpia en las islas”.

Invita a otras islas a unirse, compartir conocimientos y participar en actividades de desarrollo de capacidades junto a nuestra comunidad”, a proponer “ a otras autoridades subnacionales y organizaciones de apoyo para que brinden apoyo técnico y financiero”; a los gobierno nacionales a “proporcionar apoyo político, técnico y financiero adecuado para la preparación y ejecución de planes de descarbonización así como “asegurar el acceso adecuado a los mecanismos de financiación para apoyar la acción energética local”; a “reconocer el impacto de nuestros esfuerzos locales, tener en cuenta nuestras necesidades y reflejar nuestros puntos de vista en los procesos climáticos europeos e internacionales”.

Y por último, solicita a las instituciones europeas “brindarnos asistencia operativa, técnica y de financiación disponibles, y proponer servicios de asistencia, así como “licitar y lanzar programas de inversión; anclar las energías limpias en programas de apoyo y políticas relevantes”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario