Hernández Labrador asegura que hay que frenar la violencia filio-parental al que se enfrentan muchas familias canarias




Hernández Labrador asegura que hay que frenar la violencia filio-parental al que se enfrentan muchas familias canarias
Hernández Labrador asegura que hay que frenar la violencia filio-parental al que se enfrentan muchas familias canarias

Nuestro archipiélago es la cuarta comunidad autónoma con mayor incidencias de este problema.

La violencia de hijos a padres en España ha aumentado en el último año un 3,6%, casi 5000 expedientes abiertos frente a los 4.600 del año anterior.


La diputada por la isla de La Palma, Lorena Hernández Labrador, ha pedido al Gobierno de Canarias, durante la comisión de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud, que tomen las medidas necesarias para disminuir la violencia filio-parental a la que se tienen que enfrentar un gran número de familias de nuestro archipiélago, muchas de ellas en riesgos de pobreza y exclusión social. La diputada palmera afirma que “Canarias es la cuarta comunidad autónoma con mayor incidencia en este problema” a lo que añade que “el gobierno Autonómico no puede seguir cruzados de brazos porque estas familias necesitan que les ayudemos, y se les ofrezca los recursos necesarios”.

Hernández Labrador sostiene que, en este tipo de violencia, indicen varios factores como la edad media de los hijos e hijas que es de 15 años, y cada año va disminuyendo. Además, la edad media de los progenitores es de 46 años, el 70% presenta problemas cuando sus hijos tienen entre 12 y 18 años, la violencia ejercida por los hijos es mayor que la ejercida por las hijas, y es más dirigida a las madres que a los padres. También se aprecia como los menores disminuyen su rendimiento escolar, el 17% ha sufrido acoso escolar, presentan algún tipo de adicción, y además han presenciado, en un gran número de casos, algún tipo de violencia en el hogar. Otra dato que debemos tener en cuenta es que solo se denuncia entre un 10% y un 15%, “lo que refleja que nos encontramos ante un grave problema social, y demuestra que las denuncias no llegan”, señala la diputada. Hernández Labrador asegura que “es muy importante realizar labores de sensibilización y prevención para poder disminuir este problema”, a lo que añade que “es importante responder y apoyar a estas familias y a las víctimas”.

Por último, Hernández Labrador asegura que se debe trabajar en un plan de un buen trato familiar en el que se trabaje para sensibilizar, concienciar y prevenir este problema. Para ello, sostiene que hay que tomar medidas como: un servicio telefónico adecuado y directo, desarrollo del apoyo a las familias que sufren esta violencia, la activación de los ingresos residenciales, formación y fichas financieras para las familias sin recursos, e intervenir y formar a las familias ante este tipo de riesgo, “ya que hay muchas familias que no saben a dónde acudir ante esta situación”, explica la diputada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario