Nefrólogos de La Candelaria recuerdan que abusar de la sal en la dieta perjudica la salud renal y vascular



Nefrólogos de La Candelaria recuerdan que abusar de la sal en la dieta perjudica la salud renal y vascular
Nefrólogos de La Candelaria recuerdan que abusar de la sal en la dieta perjudica la salud renal y vascular

Los especialistas del centro hospitalario trasladan una serie de consejos para que la salud de los riñones no se resienta durante las vacaciones debido a los excesos y falta de hidratación

El servicio de Nefrología del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife, adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, recuerda a la población que el abuso del consumo de sal en la dieta es perjudicial para la salud renal y vascular.

Los nefrólogos del centro hospitalario tinerfeño advierten que, para que el normal funcionamiento de los riñones no se resienta durante la época estival, es necesario tener en cuenta una serie de pautas y actividades para evitar problemas renales en verano.

En este sentido, el jefe del servicio de Nefrología del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, Manuel Macía, explica que durante estos meses de vacaciones es frecuente cambiar las pautas alimenticias, incorporando a la ingesta más bebidas azucaradas, más sal y poca hidratación. “Esto, sumado a la falta de actividad física, podría suponer un problema renal a medio y largo plazo, derivando en consecuencias cardiovasculares”, indica.

Por ello, el especialista recomienda mantener siempre una alimentación equilibrada y sin excesos, para evitar estas situaciones. El jefe de Nefrología del Hospital de La Candelaria recuerda algunas recomendaciones que también comparte la Sociedad Española de Nefrología.

Decálogo de consejos para cuidar la salud renal

1. Hidratarse adecuadamente. En verano se pierde mucho líquido por la sudoración.

2. Tomar menos aditivos ricos en fosfato.

3. Evitar el tabaco.

4. Aprovechar el tiempo para planificar mejor las comidas. Tomar fruta y verdura, y combinarlas en tus comidas principales con pan, pastas y arroces.

5. Tomar más pescado que carne y alternar las proteínas del pescado blanco o azul con huevos y legumbres.

6. Controlar la ingesta de sal, sobre todo si sales a comer a la calle. Que la sal de la
vida esté en tu ocio y en tus relaciones, no en tu comida.

7. Utilizar aceite de oliva frente a otro tipo de aceites o grasas.

8. El ejercicio físico ayuda a sentirse mucho mejor.

9. Aprovechar las vacaciones para una hora diaria de paseo a buen ritmo.

10. No tomar suplementos dietéticos ni medicamentos sin estar indicados por un profesional

No hay comentarios:

Publicar un comentario