Rodríguez llama a la unidad de acción en las Islas para reclamar al Estado y Europa una respuesta diferenciada en Canarias frente al Covid-19



Resumiendo, FORMACIÓN, de cultura, de conocimientos y de moral, de espíritu, por así decirlo.
Resumiendo, FORMACIÓN, de cultura, de conocimientos y de moral, de espíritu, por así decirlo.

El vicepresidente del Gobierno, Román Rodríguez, defiende la elaboración de una propuesta común con ficha financiera para trasladar a los gobiernos español y comunitario

Reitera que el endeudamiento masivo y compartido entre todas las administraciones es el único camino para la reconstrucción económica y social

El también consejero de Hacienda reclama por carta al Gobierno español la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera para fijar los nuevos objetivos de Estabilidad


El vicepresidente del Gobierno de Canarias y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, apeló hoy a la unidad de acción de la sociedad canaria para reclamar al Gobierno español y a la Unión Europea una respuesta diferenciada a la crisis económica provocada por el Covid-19. Una respuesta que pasa obligatoriamente por el uso del superávit y la autorización de mayor endeudamiento.

Rodríguez, en una comparecencia ante la Diputación Permanente del Parlamento de Canarias, explicó que “solo juntos” y mediante un acuerdo unánime de las instituciones políticas, sociales y económicas de las Islas “podremos dar una respuesta organizada y eficaz para proteger a los más vulnerables, defender el Estado del Bienestar y avanzar en la reconstrucción del Archipiélago”.

La unidad de acción deberá servir para la elaboración de una propuesta -con ficha financiera- a presentar por el Gobierno de Canarias ante Madrid y Bruselas, amparada en el paraguas normativo que otorga a las Islas su condición de región ultraperiférica de la Unión Europea, su Régimen Económico y Fiscal y su Estatuto de Autonomía.

“Quiero ser justo con el Gobierno de España, y también exigente; justo por decisiones positivas como los ERTE y las ayudas a autónomos, aunque exigente en el uso del superávit y la mayor capacidad de endeudamiento”, dijo.

Rodríguez recordó que cada administración tiene un ámbito de actuación diferente y que “no todos podemos estar en todo, porque eso sería ineficiente”. Por ello, demandó la solidaridad y compromiso de la Unión Europea, con un fondo de recuperación potente que vaya mucho más allá del medio billón de euros que ha aprobado hasta el momento, y la autorización de un endeudamiento masivo y compartido entre todas las administraciones por parte del Gobierno de España.

En relación con este último asunto, el vicepresidente remitió hoy una carta a la ministra de Hacienda, en la que solicita la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera -órgano de encuentro de la Administración del Estado y las comunidades autónomas- para fijar los nuevos objetivos de estabilidad y de deuda de cada autonomía.

En la misiva, Rodríguez enumera los criterios a los que, en opinión del Gobierno de Canarias, deberán ajustarse esos nuevos objetivos: que las comunidades autónomas con superávit en ejercicios anteriores puedan utilizarlo ya este mismo año para mitigar los efectos sociales y económicos de la pandemia; el incremento de los objetivos de deuda pública para hacer frente a la reducción de ingresos y financiar los programas de reconstrucción estatal que correspondan a la Comunidad Autónoma de Canarias, y la exclusión de la regla de gasto de los aumentos de gasto derivados directamente de la crisis sanitaria sin afectación presupuestaria.

ERTE, hasta diciembre

Tanto en su comparecencia parlamentaria como en la carta enviada a la ministra, Rodríguez ha recordado el impacto especialmente duro que tendrá la pandemia en la economía canaria, debido a su dependencia del sector turístico y de servicios, precisamente aquellos sectores que más tarde se recuperarán.

De momento, los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) afectan en Canarias a 200.000 personas, lo que supone un gasto mensual de 340 millones de euros, según explicó el vicepresidente.

En este sentido y ante la delicada situación de estas personas, Rodríguez explicó que se ha solicitado la ampliación de los ERTE hasta el mes de diciembre.

Precisamente, la atención de estos trabajadores, de los autónomos, de las pymes y de los colectivos más vulnerables hace necesaria un endeudamiento masivo de las administraciones públicas, especialmente de las comunidades autónomas, que son las que soportan el 40 por ciento del total del gasto público del Estado y las que gestionan los servicios vinculados al Estado del Bienestar.

“En estos momentos de paralización de la actividad todo depende del sector público y ante la caída de ingresos necesitamos acudir a la vía del endeudamiento -insistió el vicepresidente- para ayudar a los más débiles y robustecer el Estado del Bienestar”.

Rodríguez expresó también su pésame a las familias y amigos de las víctimas del Covid-19, al tiempo que agradeció el trabajo de los sanitarios y personal de emergencias y seguridad, y felicitó a la ciudadanía por seguir de manera ejemplar el confinamiento.

En este mismo orden de cosas, el vicepresidente también destacó la colaboración constante de partidos políticos, organizaciones empresariales y sindicales; de instituciones académicas, científicas, y el trabajo constante de ayuntamientos y cabildos. “Juntos ganaremos esta batalla”, dijo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario