Transición Ecológica colaborará con un proyecto para proteger al cedro canario contra la tala ilegal



Transición Ecológica colaborará con un proyecto para proteger al cedro canario contra la tala ilegal
Transición Ecológica colaborará con un proyecto para proteger al cedro canario contra la tala ilegal

El viceconsejero Miguel Ángel Pérez expresa su apoyo a esta iniciativa y señala que “va a revertir en una mejor conservación de las poblaciones silvestres” de esta especie

El cedro canario se encuentra en estado de amenaza, debido principalmente a la gran calidad de su madera


La Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Gobierno de Canarias, a través de la Viceconsejería de Lucha contra el Cambio Climático, ofrece su colaboración en la puesta en marcha de un estudio sobre el cedro canario y las medidas que se deben aplicar para garantizar su protección contra la tala ilegal.

El viceconsejero de Lucha contra el Cambio Climático del Ejecutivo regional, Miguel Ángel Pérez, señala que este proyecto, denominado ‘Desarrollo de herramientas de identificación de maderas para la protección del cedro canario contra la tala ilegal’, forma parte de la convocatoria de ayudas para la evaluación de la biodiversidad terrestre española, llevada a cabo por la Fundación Biodiversidad, adscrita al Ministerio para la Transición Ecológica.

Pérez manifestó su apoyo a esta iniciativa y expresó “la predisposición del Gobierno de Canarias a colaborar con la recogida del material vegetal necesario para el desarrollo de los estudios de un proyecto que, sin duda, va a revertir en una mejor conservación de las poblaciones silvestres de cedro canario”.

El cedro canario (Juniperus cedrus) está actualmente incluido en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial y aparece clasificado como ‘vulnerable’ en el Catálogo Español de Especies Amenazadas. Asimismo, figura en el Anexo II de la orden sobre Protección de Especies de la Flora Vascular Silvestre de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Una de las causas principales que ha llevado al cedro canario a esta situación es la elevada calidad de su madera, motivo por el que su comercialización está sometida a autorización. Además, la normativa que se aplica a esta especie prohíbe su recogida, corta, mutilación, arranque o destrucción intencionada.

En la actualidad, existe un alto nivel de desconocimiento en cuanto a la capacidad de identificación real de maderas procedentes de cedro canario, lo que también ha motivado el apoyo del Ejecutivo regional a esta iniciativa.

Las ayudas de Fundación Biodiversidad tienen por objeto la ejecución de proyectos que proporcionen datos relevantes para evaluar el estado de conservación de todos los elementos terrestres integrantes del patrimonio natural en España, especialmente, a aquellos sobre los que recaigan medidas específicas de conservación o de interés comunitario.

Los datos y resultados de los proyectos servirán de herramienta para la toma de decisiones estratégicas que garanticen la consecución de los fines inherentes al régimen jurídico básico de la conservación, uso sostenible, mejora y restauración del patrimonio natural y de la biodiversidad española.

No hay comentarios:

Publicar un comentario