Medio Ambiente pone en marcha la campaña para proteger a la pardela cenicienta



Medio Ambiente pone en marcha la campaña para proteger a la pardela cenicienta
Medio Ambiente pone en marcha la campaña para proteger a la pardela cenicienta

El Centro de Rehabilitación de Fauna Silvestre atendió el año pasado a más de un centenar de ejemplares juveniles de esta especie al iniciar su vuelo para cruzar el Atlántico


Como cada año por estas fechas, aparecen juveniles de pardela cenicienta (Calonectris borealis) en los pueblos y ciudades de la isla que caen encandiladas por sus luces. Es en los meses de octubre y noviembre cuando las jóvenes pardelas abandonan definitivamente sus nidos en los que nacieron bien entrado el mes de julio. Estas aves se desplazarán hasta las costas sudamericanas desde donde regresarán, habitualmente al mismo lugar donde nacieron, después de cuatro años de travesía.


Con el fin de ayudar a la recuperación de estas aves accidentadas, el Cabildo de La Palma dispone del Centro de Rehabilitación de Fauna Silvestre dependiente del Servicio de Medio Ambiente, que está activo todos los días del año, en horario de 8 de la mañana a 8 de la tarde.


En los últimos cinco años, el Centro ha atendido a una media de 115 pardelas, con un éxito de liberación de más del 95%. Las localidades donde se atienden un mayor número de llamadas son zonas costeras y turísticas como Santa Cruz de La Palma, el Puerto de Tazacorte, Puerto Espíndola o Los Cancajos.


La consejera de Medio Ambiente, María Rodríguez, destaca que el éxito en la recuperación de los juveniles de pardela cenicienta por parte del Centro de Rehabilitación de Fauna Silvestre tiene mucho que ver con la implicación cada vez mayor de la ciudadanía de La Palma, que está muy concienciada con esta situación.


Desde el Servicio de Medio Ambiente recuerdan a la población que si encuentran una pardela accidentada, se debe recoger con cuidado, usando una toalla o un abrigo, porque el ave tenderá a defenderse y puede hacer daño con su pico; se introduce en una caja de cartón y se coloca en un lugar seco y oscuro. No se le debe suministrar ni comida ni agua. Por último, hay que avisar al personal del Centro de Rehabilitación de Fauna Silvestre en el teléfono 647421317, que darán las pautas a seguir, al CECOPIN (922437650) o a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, que colaborarán en su atención.


La población total estimada de pardela cenicienta en La Palma es de unas 3.000 a 4.000 parejas, lo que supone, aproximadamente, un 10% de la población total de Canarias. Sus principales amenazas son la depredación por mamíferos introducidos, la caza ilegal, la colisión con tendidos eléctricos, otras estructuras antrópicas y vehículos, la actividad pesquera y el ya comentado exceso de iluminación en las ciudades costeras que afectan a la salida de los juveniles del nido.


La consejera de Medio Ambiente concluyó haciendo un llamamiento a la población de La Palma para participar en esta acción, con la que se contribuye a la recuperación de esta especie gracias en buena medida a la participación ciudadana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario