CC pide a Ángel Víctor Torres que dé las explicaciones que no da la Consejería de Sanidad sobre las vacunaciones en La Palma



CC pide a Ángel Víctor Torres que dé las explicaciones que no da la Consejería de Sanidad sobre las vacunaciones en La Palma
CC pide a Ángel Víctor Torres que dé las explicaciones que no da la Consejería de Sanidad sobre las vacunaciones en La Palma


Seis días después, la isla se merece saber lo que ha pasado y que se depuren responsabilidades


Coalición Canaria exige al presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, que intervenga para acabar con el descontrol en el proceso de vacunación en La Palma que se ha puesto de manifiesto estos días y que dé las explicaciones que la Consejería de Sanidad no está dando a todos los palmeros y palmeras.


“En la tarde noche de ayer, la Consejería de Sanidad demostró la falta de supervisión de las vacunaciones en la isla y la poca información que tiene sobre cómo se está desarrollando este proceso en La Palma”, señala Nieves Lady Barreto.


Esto llevó a la Consejería de Sanidad del Gobierno, que dirige Blas Trujillo, a sacar dos comunicados en menos de dos horas: el primero para decir que, tras hablar con el Ministerio de Sanidad, se iba a negar la segunda dosis a las políticas vacunadas en La Palma, las dos concejales de servicios sociales y la consejera de sanidad, y un segundo comunicado para reconocer, después de que lo publicara un medio de comunicación, que las dos concejalas implicadas ya habían recibido la segunda dosis, información que la Consejería desconocía, y que a la consejera del Cabildo, Susana Machín, se le administraría la segunda dosis antes de finalizar el plazo.


Es urgente que, desde la Consejería de Sanidad del Gobierno, que dirige Blas Trujillo; desde el Área de Salud de La Palma, dirigida por Kilian Sánchez, y desde la Gerencia del Hospital, que gestiona Mercedes Coello, se dé una explicación a lo que está pasando. “Tienen que explicar cómo es posible que la Consejería no tenga datos fiables sobre quién se ha vacunado en esta isla y sobre quién ha recibido ya la segunda dosis y tienen que explicar también por qué el Gobierno de Canarias no ha supervisado este proceso en La Palma”, exige Barreto. “Y, sobre todo, tienen que garantizar que están poniendo los mecanismos de control para que esto no vuelva a suceder”.


No se puede comprender que después de saltar la noticia de Susana Machín, desde la Dirección del Área de Salud de La Palma se haya empezado a llamar a algunas personas para ver quién estaba vacunado.


“Necesitamos que sea la Consejería de Sanidad la que dé la información, porque, hasta ahora, solo sabemos lo que ha sucedió por los medios de comunicación”, añade. “No puede ser que esto se haya conocido hace seis días y que nadie haya salido a dar la explicación que la isla se merece”.


Los palmeros y palmeras hemos sido respetuosos y cívicos, sabiendo que tendremos que esperar a nuestro turno para vacunarnos, porque el protocolo debe garantizar que se vacunan primero las personas que corren mayor riesgo si contraen la enfermedad.


El problema es que con toda la información que ha salido desde el sábado, las contradicciones de la Consejería de Sanidad y el silencio de la Dirección de Área de Salud y de la Gerencia del Hospital, no sabemos cómo ha sido el proceso de vacunación y no se da seguridad a los ciudadanos.


“Para nosotros, este asunto es una preocupación de la ciudadanía, no solo en La Palma, sino en toda España, con los casos de irregularidades que han salido en las vacunaciones, y aun nos preocupa más la falta de supervisión y control de la Consejería del Gobierno”, insiste la secretaria insular de CC.


Por eso, es urgente una explicación y la exigimos al Gobierno de Canarias pidiendo al presidente Ángel Víctor Torres que se ponga al frente de este asunto para resolverlo y garantizar que se corregirán los errores cometidos, que no se vacunará a ninguna otra persona saltándose el protocolo y que se depurarán responsabilidades. “Esto es tan grave que requiere no solo una explicación, sino que alguien salga asumir la responsabilidad de lo que ha pasado”, recalca Nieves Lady Barreto.


Se han quedado fuera de la primera tanda de vacunas personas que son, verdaderamente, grupos de riesgo, como los mayores que viven en sus casas, las trabajadoras de atención domiciliaria, enfermos crónicos, personal de las ambulancias o personal de la sanidad privada. Todos ellos tendrán que esperar a que lleguen más vacunas, porque la primera tanda llegada a La Palma ya se ha agotado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario